Rioja Alavesa

Vivimos en una comarca privilegiada al sur de la provincia de Álava conocida como Rioja Alavesa. Dos claros accidentes geográficos marcan sus límites norte y sur. Está delimitada al norte por la muralla de la Sierra de Cantabria y la Sierra de Toloño, que la separan del resto de Álava y al sur por el río Ebro, que la separa de la vecina comunidad autónoma de La Rioja. 

La comarca de Rioja Alavesa la conforman 15 municipios, 4 Juntas Administrativas y otros 4 núcleos de población, que en total suman 23 bonitos pueblos y villas que tienen como nexo común estar íntimamente ligados al mundo del vino.

Constituyen un atractivo mosaico de localidades con extraordinarios recursos patrimoniales, cascos urbanos históricos, bodegas con personalidad, gentes afables, y paisajes que sitúan al viajero en una tierra que ha hecho del vino y su cultura, su razón de ser.

Lugares que sorprenden por su belleza y su historia, y en los que es fácil encontrar fortalezas medievales, casas blasonadas y edificios renacentistas, barrocos o neoclásicos.

previous arrow
next arrow
Slider

Villabuena de Álava

El pueblo se distribuye a ambos lados del arroyo Herrera, que recorre un hondo valle. Entre sus edificios civiles llama la atención la Casa del Marqués de Solana o la Casa del Indiano, que muestra un relieve de Santiago Matamoros. Su iglesia parroquial está dedicada a San Andrés y fue construida entre los siglos XVI y XVIII.

Merece también una visita la ermita de San Torcuato y Santa María, en la que puedes contemplar restos de su primitiva construcción románica en el ábside.

La plaza constituye un magnífico lugar de encuentro y es donde se concentra la vida social de la localidad. Villabuena nos brinda la oportunidad de pasear en bicicleta de montaña por los incontables caminos que sortean sus viñedos.

Ir arriba